28 sept. 2014


A partir de hoy, en este blog se publicará capítulo por capítulo el libro "Una breve reseña de la doctrina de la cabeza en la Iglesia Adventista del Séptimo Día", escrito por Gerry Chudleigh. El propósito es mostrar que la "teoría de la cabeza", sostenida por varios teólogos y pastores adventistas en la actualidad (por ejemplo, Esteban Bohr, Doug Batchelor, Mario Veloso, Alberto Treiyer, entre otros), tiene sus raíces en el mundo evangélico. Esta teoría se transfirió de la Iglesia Católica al Mundo Evangélico, y luego al adventismo. ¿Cómo? Wayne Grudem (reconocido erudito evangélico) influyó negativamente en el extinto teólogo adventista Samuel Bacchiocchi. Penosamente, Bacchiocchi trajo tal hipótesis a nuestra iglesia y, hoy, varios de nuestros teólogos siguen esta corriente. Como se demostrará históricamente, esta teoría nunca ha sido sostenida por la Iglesia Adventista del Séptimo Día. ¿La razón? Esta desafía la Antropología bíblica entendida desde una perspectiva adventista. 

Entonces, comencemos.
..................

Capitulo Uno: Preguntas

El «principio de la cabeza» fue discutido extensamente en la Iglesia Adventista del Séptimo Día en el Comité para el Estudio de la Teología de la Ordenación de la Conferencia General (GC TOSC) en 2012-2014. Aunque nací en una familia adventista conservadora en 1943, asistí a escuelas adventistas desde el primer grado hasta el seminario y he sido empleado por la iglesia como ministro durante 46 años, nunca había escuchado que se enseñase el «principio de la cabeza» en la Iglesia Adventista, hasta 2012 cuando dos áreas (uniones) de los Estados Unidos llamaron a sesiones especiales de negocio para considerar la ordenación de mujeres al ministerio. Cuando varios ministros adventistas empezaron a hablar del principio de la cabeza empecé a preguntar a amistades adventistas de toda la vida si habían antes escuchado acerca del principio de la cabeza antes de 2012. John Brunt, pastor de la iglesia Azure Hills y miembro del GC TOSC, me dio la misma respuesta que casi todos, cuando le hice esa pregunta:

«No, nunca».

Una persona me dio una respuesta distinta: un pastor adventista de toda la vida, ya retirado después de muchos años de haber enseñado en Walla Walla University, me dijo que había escuchado predicar acerca del hombre como cabeza a un laico en una iglesia rural pequeña en 1980. No son tan solo empleados de la iglesia o teólogos profesionales quienes nunca han escuchado hablar de la teología de la cabeza enseñada por los adventistas. David Read, en su página de Internet independiente, Advindicate, culpa a una conspiración por el hecho de que el principio de la cabeza nunca haya sido mencionado en iglesias adventistas:

«No sé tú, pero cada vez que leo la Biblia y me encuentro una de las muchas declaraciones acerca del hombre como cabeza en el hogar y en la iglesia, me parece ser como un secreto privado, un secreto que he descubierto a pesar de los muchos esfuerzos de parte de mi iglesia para esconderlo. Siempre pienso: “¡Guau! Nunca he escuchado a un pastor adventista hablar de esto antes”».[1]

En este estudio vamos a ver que el «principio de la cabeza» es, de hecho, algo nuevo para los Adventistas del Séptimo Día en todas partes del mundo. La actualmente popular teología del hombre como cabeza fue desarrollada en Norteamérica por algunos evangélicos calvinistas, maestros y predicadores, en los 70 y los 80, e importada a la Iglesia Adventista a finales de los 90 por el maestro de Andrews University Samuele Bacchiocchi (1938-2008) y apoyada por un grupo pequeño de adventistas, a finales del siglo XX y principios del XXI, dedicados a dar a conocer ese principio entre los adventistas, mayormente en Michigan.




[1]David Read, “Are Adventists Coalescing into Opposing Parties?” (Part I), Advindicate.com, March 24, 2014.

0 comentarios: