10 jun. 2014

El Espíritu Santo en Apocalipsis
Ángel Manuel Rodríguez
Ex Director del Biblical Research Institute


He escuchado algunas preguntas sobre la persona del Espíritu Santo en el Apocalipsis. ¿Es considerado un miembro de la Trinidad en ese libro?

El Espíritu juega un papel significativo en el libro de Apocalipsis. En efecto, el libro comienza y termina con referencias al Espíritu (Apoc. 1:4; 22:17). Para algunos, sin embargo, que el Espíritu no aparezca en el trono con el Padre y el Hijo significa que no es una persona, y mucho menos un integrante de la Trinidad. Analicemos las evidencias.
1. La función del Espíritu en el Apocalipsis: El Espíritu es llamado «el espíritu de vida» (11:11, RV95; algunas traducciones dicen «aliento de vida»), es decir, él es vida y da vida. En la Biblia, se identifica a la vida con Dios y con Jesús. Otra importante función del Espíritu es comunicar mensajes de Dios y de Jesús por medio del don de profecía (1:10; 4:2; 17:3; 19:10; 21:10). Tanto Jesús como el Espíritu le hablan a la iglesia. Cada uno de los mensajes a las iglesias incluye la frase «el que tiene oído, oiga lo que el Espíritu dice a las iglesias » (2:7, 11, 17, 29; 3:6, 13, 22). Estas exhortaciones contienen promesas del plan de Dios para las iglesias y revelaciones de las intenciones de Satanás.
Jesús prometió a sus discípulos que los visitaría en la persona del Espíritu (Juan 14:15-18). En el Apocalipsis, vemos que Jesús habla a su iglesia mediante el Espíritu, que es la voz y la presencia de Cristo en la iglesia. Él bendice a la iglesia (14:13), otorga gracia y paz a los creyentes (1:4) y participa directamente en la misión de la iglesia (22:17). Esta existe por el poder y la presencia del Espíritu.

2. La Trinidad y el Espíritu: El Apocalipsis indica que el Espíritu es una de las personas de la divinidad, que no entregó la iglesia a una fuerza impersonal. A él se le oponen los espíritus de demonios, que también son seres personales que engañan a los reyes de la tierra (16:13, 14). Es verdad que en  ocasiones hallamos pasajes donde solo se menciona al Padre y al Hijo (por ej., 5:13; 7:10). Pero el silencio no prueba nada.
Hay una fórmula triádica en la que se mencionan las tres personas de la divinidad: «Gracia y paz a vosotros de parte del que es y que era y que ha de venir, de los siete espíritus que están delante de su trono, y de Jesucristo» (1:4, 5). La gracia y la paz son dones de Dios, y tienen su origen en los integrantes de la Trinidad. El libro culmina con una referencia a las tres personas: Jesús (22:16), el Espíritu (22:17) y Dios (22:18). Los tres seres también se mencionan varias veces en la visión del trono: los siete espíritus de Dios (4:5), Dios (4:9), y Jesús bajo los símbolos de un León y un Cordero (5:5, 6).

3. El trono y el Espíritu: En Apocalipsis no se describe al Espíritu sentado en el trono de Dios. Hay cuatro razones principales para ello. En primer lugar, se enfatiza que Cristo está sentado en el trono con Dios, y esto se debe a que venció las fuerzas del mal. Jesús-Dios ascendió en carne humana al cielo  donde se le otorgó el honor de sentarse en el trono como corregente con Dios (5:12, 13). En segundo lugar, el Espíritu se relaciona específicamente con el trono (4:5). Cuando se ve al Cordero de pie ante el trono de Dios, se dice que tiene siete espíritus de Dios, es decir, la plenitud del Espíritu (5:6). En tercer lugar, aunque el Espíritu está ante el trono, no participa de la adoración a Dios y al Cordero. Solo los cuatro seres vivientes y los veinticuatro ancianos se postran ante ellos y los adoran (4:9, 10). En cuarto lugar, en el Apocalipsis, la función del Espíritu dentro de la economía divina de la salvación no es  sentarse en el trono, sino estar presente en el mundo y acompañar a la iglesia. Él es «los siete espíritus de Dios enviados por toda la tierra» (5:6). Ha llegado a ser siervo de Dios, y está ante él para obedecer sus órdenes (1:4).

Copyright © Biblical Research Institute General Conference of Seventh-day Adventists®
Fecha de publicación: junio, 2011
Fuente: https://adventistbiblicalresearch.org/es/materials/holy-spirit/el-esp%C3%ADritu-santo-en-apocalipsis

0 comentarios: