11 may. 2014


La liturgia adventista está siendo desafiada por estilos contemporáneos de adoración. Es suficiente revisar las colecciones de muchos intérpretes musicales para ver la influencia de los ritmos contemporáneos.
¿Podemos como iglesia revisar y contextualizar nuestra liturgia? Si esto es posible, ¿qué principios revelados deberían guiar nuestras decisiones al enfrentar estos cambios?
El presente artículo tiene el objetivo de revisar la validez o invalidez del uso de la batería en el templo como parte de la adoración. Si la batería es la que puede cambiar el cómo uno percibe un determinado canto, se hace indispensable este estudio.

0 comentarios: